• 30 noviembre, 2022 8:49 pm

Ocelote deja su puesto como CEO de G2 Esports

Luego de la polémica en la que se vio envuelta Carlos Rodríguez Santiago, mejor conocido como “Ocelote” hace unos días, debido a un video subido a sus redes sociales en el que festejaba las recientes victorias de G2 Esports, hoy ha sido revelado que la celebridad conocida en el mundo de los deportes electrónicos finalmente estará dejando su cargo al frente del proyecto que él mismo fundó.

Recordemos que hace cuestión de días, Carlos publicó un tweet en el que podíamos ver un video celebrando las recientes victorias conseguidas por G2 Esports y hasta ahí todo bien, sin embargo los internautas fueron bastante hábiles para notar que en esa misma fiesta se encontraba Andrew Tate, una persona que desafortunadamente ha sido acusada de ser misógino, racista y hasta violador, siendo baneado de múltiples plataformas y supuestamente teniendo que mudarse a Rumania para “escapar” de las repercusiones legales.

¿Lo peor de todo? G2 Esports acababa de presentar a su equipo femenil llamado G2 HEL, destinado a competir profesionalmente en League of Legends, lo cual acentuó las críticas al supuestamente intentar fomentar la inclusión hacia las chicas en todo ámbito. Por lo anterior, las redes sociales fueron realmente fuertes con los juicios emitidos hacia Ocelote y unas horas después de esto habían confirmado que dejaría de trabajar como CEO del equipo durante 8 semanas sin derecho a cobrar ni un centavo ni participar en actividades relacionadas.

No ha sido hasta hoy que el propio Carlos publicó un nuevo video en el que, además de sostener su postura inicial, confirmó que dejará el cargo de CEO de G2 Esports, enfatizando estar emocional por ello, y pidiendo a los fanáticos que siempre se le recuerde por las cosas positivas conseguidas y no por esta polémica que marca el final de su carrera dentro de los deportes electrónicos, misma que inició hace más de 12 años como jugador del Dimegio Club.

Si bien desde el inicio de toda esta “tormenta” de críticas se pensaba que el castigo recibido para Ocelote había sido leve, el tener que dejar ir todo por lo que trabajaste en los últimos años debe ser bastante duro para él. Quizá habrá que reconsiderar y pensar lo que subimos a las redes sociales, ya que sus alcances en la actualidad son inimaginables.

¿Ustedes qué piensan sobre el tema?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *